Talibanes declaran tregua de tres días en Afganistán


Los talibanes anunciaron este sábado un alto al fuego de tres días en Afganistán con motivo del comienzo del Eid al Fitr -que se celebra este año el 15 de junio-, la fiesta que marca el fin del Ramadán, una tregua que no incluye a las fuerzas extranjeras.

El alto el fuego ha sido declarado dos días después de que el presidente de Afganistán, Ashraf Ghani, ordenara suspender las operaciones contra los talibanes del 12 al 19 de junio. Un cese que no incluyó al Estado Islámico.

"Todos los mujahidin (guerreros) tienen instrucciones de parar todas sus operaciones ofensivas contra las fuerzas de oposición locales (fuerzas afganas) a lo largo del país durante el primer, segundo y tercer día del Eid, pero si los guerreros son atacados deberían responder con fuerza y defenderse", señaló el grupo insurgente en un comunicado difundido por correo electrónico.

Sin embargo, unas horas antes del anuncio el grupo rebelde lanzó un ataque contra varios puestos de control policial en la provincia de Kunduz, en el norte de Afganistán, que dejó un saldo de al menos 17 militares y ocho talibanes muertos.

Los milicianos atacaron tres puestos de seguridad y mataron a 17 militares afganos en el distrito de Qala-e-Zal esta madrugada, en las que seis soldados resultaron heridos, aseguró el portavoz del gobernador provincial, Niamtullah Timoree.

Los talibanes aseguraron que las fuerzas extranjeras serán excluidas del cese al fuego y que las operaciones contra ellas continuarán a pesar de la tregua anunciada.

Precisaron que la tregua, la primera en 17 años de conflicto desde la invasión estadunidense, no incluye a los "invasores extranjeros", que deben ser atacados "en cualquier lugar y en cualquier momento".

De acuerdo con el comunicado, firmado por "la dirección del Emirato Islámico (como se denominan a sí mismos los talibanes), el alto al fuego llega para que los afganos puedan "realizar los rezos del Eid y otros rituales con confianza".

Los talibanes no mencionaron en su comunicado el alto al fuego unilateral anunciado hace dos días por el gobierno afgano y después de que unos dos mil líderes religiosos llamaran a los talibanes a buscar un proceso de paz.

El presidente afgano, Ashraf Gani, presentó la tregua como una nueva oportunidad para que el grupo insurgente abandone las armas, después de que éste rechazase una ambiciosa oferta de paz lanzada en febrero por el gobierno.

Afganistán atraviesa una de sus etapas más sangrientas tras el final de la misión de la OTAN en 2015, que solo continúa en el país en tareas de adiestramiento y capacitación de las fuerzas afganas.

Autor: Notimex/Afganistán
Publicado el Domingo 10 Junio 2018 / 01:00 hrs