Se le durmió el gallo

“Se le durmió el gallo” así dicen cuando alguien no despierta a la hora acostumbrada, que se queda dormida o llega tarde a sus actividades diarias.

Pues bien, a partir de mañana no se nos dormirá el gallo, de hecho tendremos derecho a despertarnos una hora más tarde de la acostumbrada en los últimos meses gracias a que dará inicio el horario de invierno.

La madrugada del domingo 28 de octubre termina el horario de verano y da inicio el horario de invierno que terminara hasta el 7 de abril del 2019, así es que no le tome por sorpresa el cambio, ajuste su reloj a tiempo.

Por lo general siempre hay resistencia a los cambios, sean estos de la índole que sean, así es que seguramente desde hoy se comenzaran a ver en las redes sociales mensajes en contra de por el horario de invierno, unos porque de verdad les enoja y otros solo por diversión, bueno hasta memes aparecerán al respecto pues el ingenio del mexicano va mucho más alla de solo estarse quejando.

En estos días dejar la cama una hora más tarde por lo general agrada, el sueño o descanso más rico es el que se da después de apagar el despertador,  por lo tanto desde mañana sin preocupación o remordimientos podemos quedarnos no solo 5 o 10 minutos más de lo acostumbrado, tendremos toda una hora para podremos levantar.

Con lo que respecta al ahorro de energía eléctrica con el cambio de horario se duda que realmente tenga gran beneficio, aunque las autoridades federales reporten que registran considerables ahorros  sobre todo en el alumbrado público, la verdad no sé cuál sea la disminución en costos pero igual se ven lámparas encendidas en pleno día en invierno.

En el gasto doméstico de energía eléctrica tampoco se ve mucho reflejado el ahorro, en invierno el consumo es alto por las calefacciones y luces navideñas y en verano, cuando el calor es infernal, los aires acondicionados y ventiladores no dejan de funcionar todo el día, por lo tanto, todo es igual.

Pero bueno los cambios de horarios, verano-invierno ya están establecidos, así es que este sábado por  la noche no olvide atrasar su reloj una hora y mañana podrá ir a misa o por la barbacoa más tarde sin que le digan que se le duerma el gallo.

Autor: Rosa Elena González Hernández/Opinión
Publicado el Sábado 27 Octubre 2018 / 14:26 hrs