Los acusaron, los desaforaron… ¡y se les fueron…!

Carlos Cortés García
Opinión (Jueves 12 Agosto 2021).- Finalmente, ocurrió lo que tenía que pasar. Las presiones políticas, y no sólo de la oposición en la Cámara de Diputados, sino de la sociedad mexicana, obligaron finalmente a los legisladores morenistas a operar el desafuero del diputado poblano de ese partido, Benjamín Saúl Huerta Corona, tras haber sido denunciado por abuso sexual en contra de dos jóvenes, uno de ellos menor de edad. Y en el paquete también estaba el legislador petista Mauricio Toledo, pero él por delitos financieros cometidos cuando fue alcalde en Coyoacán, en la Ciudad de México.

En este espacio hemos señalado que esta administración federal se ha distinguido por aplicar la máxima juarista de la impartición de la justicia: “a los amigos justicia y gracia y a los enemigos justicia a secas”. Y ello se hizo patente en la saña con la cual desaforaron al Gobernador de Tamaulipas, Francisco García Cabeza de Vaca, siendo impolutos en los tiempos de la “aplicación irrestricta de la Ley”, para con sus adversarios, no así para con los de su establo.

Y en ese ser escrupulosos con la aplicación de la Ley, la Sesión Instructora de la Cámara de Diputados, que preside el morenista, Pablo Gómez Álvarez, cometió una serie de excesos, abusos y violaciones a la ley, que cargaron la impartición de la justicia al lado contrario del acusado. Quizás unos pensemos mal, pero se vio, como dicen en mi pueblo, “mano negra” en el desafuero del Gobernador de Tamaulipas, tal vez por venir el mandatario de un partido de oposición y no quedarse callado ante los criminales recortes que afectaron a la entidad durante 2021. Pero ese es sólo un punto de referencia. “pecata minuta” dirían algunos.

El caso es que hoy, después de varios meses de destapados los bochornosos hechos que involucraron al poblano Saúl Benjamín Huerta Corona, el pasado 23 de abril, y de varios intentos por desaforar al legislador poblano, recomendado por cierto de la esposa del presidente de México, Beatriz Gutiérrez Müller, Huerta Corona fue desaforado por la Cámara de Diputados y podrá, ahora sí, ser detenido y juzgado por los delitos de los cuales se le ha acusado, ante la Fiscalía General de Justicia de la Ciudad de México.

Así lo explicó Laura Angelina Borbolla Moreno, coordinadora general de Investigación de delitos de género y Atención a Víctimas de la Fiscalía General de Justicia de la Ciudad de México quien aseguraba que “existen pruebas legales, contundentes, sólidas y científicas, para quitar el fuero a Saúl Huerta, destacando que se cuenta con estudios de genética forense “con resultados positivos en amilasa salival y obtención de perfiles genéticos en prenda íntima de la víctima”, además de pruebas en materia química “identificando la presencia de etanol en la muestra biológica recabada a la víctima”, lo que finalmente ocurrió la tarde de este miércoles.

Al día de hoy Huerta Corona enfrenta dos denuncias por abuso sexual. El primero, ocurrido el 30 de julio de 2019, en contra de un adulto mayor de 18 años. Y el segundo, el 21 de abril de 2021 contra un menor de edad. En ambos se asegura que, el inculpado, Huerta Corona, “aprovechó la relación de confianza que generó con las víctimas, refiriendo a los padres de los ofendidos que cuidaría de ellos y les pidió que lo acompañaran a la ciudad de México con el pretexto de que llevarlos al recinto legislativo de San Lázaro.

Asimismo, existen pruebas en materia de psicología que permiten establecer que las víctimas presentan sintomatología asociada en violencia sexual, relacionada a los hechos que se investigan, incomodidad, sospecha, temor a represalias, culpa, impotencia, enojo, recuerdos recurrentes, evitación, decepción, desconfianza, y asco, entre otras.

Mientras tanto, la defensa de Saúl Huerta, aseguró que la acción presentada por la Fiscalía General de Justicia de la Ciudad de México, carece de legitimidad, en virtud de que se violentó el debido proceso en contra del diputado Huerta Corona, además de haber violado el principio de la presunción de inocencia. Además de Morena y el PRD, también avalaron el dictamen las bancadas del PRI, PAN, PT, PES, y MC. Tras el desafuero de Huerta, la Fiscalía General de Justicia de la Ciudad de México debe solicitar la captura ante un juez de control, quien judicializará el caso y determinará si procede la orden de captura o no.

¿Y entonces todos contentos con el desafuero de Huerta Corona? Digamos que ya se le empezaba a dar forma a un acto de justicia, y cuando se quedó el enfermito diputado sin fuero y la Fiscal General de Justicia de la Ciudad de México, Ernestina Godoy, se aprestaba a girar las órdenes de aprehensión respectivas, resulta que tanto Saúl Benjamín Huerta Corona y Mauricio Toledo ya habían puesto, ambos, pies en polvorosa.

¿Difícil de creerse? Tuvieron meses las autoridades para evitar que ello fuera a pasar, meses para desplegar un operativo para vigilarlos, operativo que algunos le llaman “inteligencia”, para que cuando ya no tuvieran fuero, los pudieran aprehender y llevarlos a prisión. ¿Y entonces? A muchos nos queda un mal sabor de boca que todo esto fue planeado “maquiavélicamente” para que, por ser ambos integrantes de la 4T, resultara una caja china más, de las muchas que nos ha tocado fumarnos en esta administración, como la rifa del avión presidencial, y otros más. ¿El objetivo? Sacarlos del escenario político y mediático, distraer la atención de otros temas más sensibles para el gobierno de la república, como el altísimo contagio de casos de COVID19 en esta tercera ola, mientras que, para el caso de ambos, de Huerta y de Toledo, pasa el tiempo y le apuestan al olvido. ¿Y ellos? ¿Huerta y Toledo? Uno en Chile y el otro en algún otro lugar, riéndose, o por lo menos tranquilos, pasando el tiempo esperando mejores condiciones políticas y judiciales para regresar a la vida pública. Tiempo al tiempo.

PD. 1. Alejandro Rojas Díaz Durán sigue tirando dinero a manos llenas en Tamaulipas, mandando mensajes telefónicos con su voz, bajo la pretensión de querer ser gobernador, cuando el grupo de Ricardo Monreal hoy más que nunca está muy devaluado en el ánimo de quien manda en MORENA. Lo interesante será saber quien en sus cinco sentidos está financiando a este insensato y a que intereses responde, porque Rojas Díaz Durán no se ha gastado ni uno ni dos pesos. Eso es seguro.

Gracias por recibirnos.

Hora de publicación: 19:20 hrs
Con la tecnología de Blogger.